Us Traveler > Destino del Mes > This is the place, this is Salt Lake

This is the place, this is Salt Lake

Comparte este artículo

En el corazón de Utah, está Salt Lake City, una ciudad que da la oportunidad de vivir unas vacaciones invernales en el fin de año, entre nieve y montañas con los protocolos sanitarios necesarios

Esta ciudad fue fundada por la comunidad mormona en 1847, justo cuando el territorio correspondiente a Utah le fue arrebatado a México con el tratado de Guadalupe Hidalgo, desde entonces comenzó a crecer con el arribo de mineros y empresarios que, siguiendo la fiebre del oro, esperaban enriquecerse en poco tiempo hallando grandes minas.

Creció así, como las ciudades del viejo oeste, entre minas, bares, casas de apuesta y zonas rojas. A partir de 1911 comenzó su modernización –frenada por la crisis de 1929– y en la segunda mitad del siglo XX, se consolidó como un moderno centro urbano y capital del estado de Utah.

Hoy en día es una majestuosa y pequeña ciudad a un costado del gran lago salado que le da su nombre, hay una gran oferta hotelera, desde cadenas transnacionales hasta hoteles independientes, lujosos hoteles boutique y decenas de propiedades Airbnb que van desde habitaciones privadas hasta lujosas mansiones.

¿CÓMO LLEGAR?

Delta Air Lines tiene un vuelo directo desde la ciudad de México hasta Salt Lake City, también se puede llegar con escala con la mayoría de las aerolíneas estadounidenses como United Airlines y American Airlines.

Volaris tuvo un vuelo directo a Salt Lake City, seguramente cuando la Pandemia ceda y las cosas comiencen a normalizarse, retomarán la ruta que servía directo desde la ciudad de Guadalajara.

Una vez estando ahí, lo más recomendable es rentar un automóvil para trasladarse a los alrededores y evitar tomar transportes de operadores turísticos, donde se tienen que compartir espacios con otras personas, para cuidar el distanciamiento físico.


El uso de mascarilla y la reducción en la capacidad de los sitios garantiza una seguridad biosanitaria


¿QUÉ HACER EN FIN DE AÑO?

Las oportunidades son muy variadas, desde practicar deportes de invierno en su montaña dispuesta para el esquí, hasta recorrer los senderos llenos de nieve con un guía, disfrutar de la gastronomía farm to table que existe en muchos restaurantes o bien, disfrutar del paisaje en un trineo tirado por perros.

En el pasado había una gran cantidad de festivales tanto en verano como en invierno, por ahora están suspendidos por la pandemia del SARS-CoV-2, algunos están haciéndose de forma virtual y otros se pospusieron al año entrante.

Prácticamente todas las atracciones turísticas de la ciudad y alrededores están abiertas, evidentemente han reducido su capacidad y tienen estrictos protocolos de distanciamiento físico y de uso de mascarilla en todo momento, se recomienda reservar con anticipación por el límite de ocupación.

Una de las atracciones más solicitadas es vivir un día en la vida de un atleta olímpico, además da la oportunidad de conocer las instalaciones de donde se organizaron los Juegos Olímpicos de Invierno en esta ciudad. Otro sitio atractivo son las decenas de jardines públicos y privados que permiten el acceso a los visitantes para convivir con la flora y fauna del lugar.

Temple Square nos enseña la historia de Salt Lake City a través de postales vivas, animales y viejas casas conservadas para dar una mirada al pasado, a esa época de la minería y el desarrollo del siglo XIX.

El aviario, el zoológico, el museo de los niños, en fin, una gran cantidad de actividades que hacer en un entorno seguro para las familias en este fin de año, sin lugar a dudas Salt Lake City es una opción tangible para quien desee salir de su entorno para recibir 2021.


Delta Air Lines tiene un vuelo directo de CDMX a Salt Lake City

Related posts

Comment